Liberan en Cuba a Miguel Álvarez ex asesor de Ricardo Alarcón

El Gobierno cubano otorgó una licencia extrapenal a Miguel Álvarez Sánchez, quien durante alrededor de 20 años fue secretario del expresidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular, Ricardo Alarcón, y cumplía una sentencia de 30 años por espionaje.

«Anoche, recibimos la agradable noticia de que a mi padre se le otorgó la licencia extrapenal», publicó en Facebook un hijo de Miguel Álvarez, Noel Álvarez, quien en los últimos días había alertado sobre el delicado estado de salud de su padre, enfermo de cáncer y con metástasis.

«Ya está en casa acompañado de nuestra familia. Hemos podido hablar con él y vernos por videollamada. Estamos muy contentos», añadió Noel Álvarez, quien reside en México.

«Queremos agradecer de todo corazón a los amigos que a lo largo de estos años se han mantenido cercanos y solidarios con nosotros», escribió. «Gracias también a las autoridades cubanas por escuchar nuestro reclamo».

Esta semana, Noel Álvarez había denunciado que las autoridades ni quiera permitían una conversación telefónica con su padre, pese a que tanto él como sus hermanos se habían «portado bien». «No hemos dado entrevistas, a pesar del interés de la prensa sobre el tema. No hemos hecho nada que pueda afectar la imagen de la revolución, pero a la ‘revolución’ eso le ha importado poco», dijo.

«Nuestras cartas, sabemos que han llegado a los más altos niveles. Siempre y en todos los casos, sin respuesta. ¿Dónde está el humanismo de la revolución?», agregó.

Miguel Álvarez Sánchez pasó los últimos meses en la Sala de Penados del Hospital Nacional debido al empeoramiento de su enfermedad.

El exfuncionario fue detenido en 2012. Su hijo calificó el proceso en su contra de «oscuro».

«El juicio fue secreto, en un juicio militar, para que nadie pudiera cuestionar, porque en un proceso donde no se presentaba prueba alguna sobre la culpabilidad de los acusados, la sentencia fue de 30 años para mi padre y 15 años para su esposa, madre de mis hermanos y una madre también para mí. Ellos no solo nunca han reconocido ni han aceptado ninguna de las acusaciones que les hicieron, sino que todo el tiempo hemos estado apelando según lo permite la ley cubana», relató antes de la excarcelación.

Mencionó además que su padre envió en 2018 una carta a Miguel Díaz Canel, de la que nunca recibió respuesta.

Aunque ninguna fuente oficial publicó información sobre el proceso y condena, en 2014 el periódico El Nuevo Herald reseñó que Miguel Álvarez y Mercedes Arce, ambos exanalistas de inteligencia, habían sido juzgados y condenados 22 meses después de ser detenidos en La Habana.

Álvarez fue acusado de haber pasado información secreta a su esposa, según las fuentes, mientras que Arce recibió una sentencia menor, supuestamente por usar esa información para escribir informes analíticos sobre Cuba que habría vendido a compañías privadas en México.

Nunca hubo precisión alguna sobre la gravedad de la presunta brecha de seguridad que habría provocado el matrimonio.

Fuente: DDC

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *